Marquesa de parchita ¡Te  hará delirar!

Marquesa de parchita ¡Te hará delirar!

La parchita es una de las frutas tropicales por excelencia. Originaria de Centro y Suramérica, es conocida por varios nombres: maracuyá, parcha y chinola.

La parchita es una de las frutas tropicales por excelencia. Originaria de Centro y Suramérica, es conocida por varios nombres: maracuyá, parcha y chinola. Es en Venezuela donde le dicen parchita y en inglés recibe el sugestivo nombre de passion fruit o “fruto de la pasión”.

La parchita es una fruta excelente para preparar diferentes postres por su acentuado sabor, por eso es una de las consentidas en la repostería. En esta oportunidad, preparamos una marquesa de parchita con galletas María, sencillamente una deliciosa opción para compartir en la merienda o como postre después del almuerzo. Si te apetece disfrutar de esta delicia, sigue leyendo y descubre cómo hacer marquesa de parchita.

Ingredientes:

Para preparar la receta de marquesa de maracuyá o parchita, saca la pulpa de dos de las frutas y reserva la tercera para la cobertura.

Licúa la pulpa sin agua añadida por unos 30 segundos a potencia baja. Cuela el jugo directamente sobre una olla.

Vierte en la olla la leche condensada y la mitad de la leche líquida. Calienta la preparación, pero no dejes que hierva.

Mientras se calienta la mezcla en la olla, disuelve la maicena en el resto de la leche, que no puede estar fría. Agrega la maicena disuelta a la olla, mezcla y deja que la preparación espese.

Con la crema todavía caliente, cubre con una o dos cucharadas el fondo del molde o del recipiente que usarás para hacer la marquesa de parchita. Luego, coloca la primera capa de galletas. Repite estos pasos hasta dejar al menos 2 centímetros libres.

Termina con una capa de crema y deja que se enfríe completamente antes de refrigerar.

Para la cobertura de la marquesa de parchita, toma la parchita que reservaste y extrae la pulpa. Separa dos cucharadas de la pulpa y tritura el resto. Cuela el jugo obtenido para retirar las pepitas.

Prepara la gelatina según las instrucciones, pero haz las siguientes modificaciones: primero, reduce un poco la cantidad de agua que vas a usar, es decir, si te pide 400 ml de agua, prepara la gelatina con 350 ml. Segundo, sustituye parte de esos 350 ml de agua por el jugo de parchita que obtuviste.

Mezcla la gelatina con las dos cucharadas de pulpa de parchita y,. una vez integrada, cubre la marquesa con esta preparación. Deja que se enfríe por completo en la nevera para que pueda cuajar bien.

¡Listo! Pasadas unas 3-4 horas, la marquesa de parchita estará lista para servir. Disfruta de este exquisito postre y no dudes en dejar tu comentario para contarnos cómo te ha quedado.

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Más Noticias